Haz clic aquí para volver a la página de inicio

La vida crece cuando se comparte...


Compartiendo vida... Manolo y vos...



Adviento y Navidad...


“Delante de Jesús” “La fuerza del Señor le daba poder para curar” Esto es una resonancia del Programa Ministerial de Jesús pronunciado en la sinagoga de Nazaret y la Unción del Espíritu que lo conduce a llevar la buena noticia a los pobres y a sanar a a los enfermos.
Les ruego que lean completo el pasaje que nos ocupa en esta reflexión. Queremos detenernos en estas frases que nos dijeron algo dentro de lo mucho que nos dice todo este cuadro evangélico.
“Buscaban el modo de entrar, para llevarlo ante Jesús” Hay una multitud que impide el paso de unas personas que llevan a un paralítico en su camilla, como no pueden pasar levantan el techo y “Lo bajaron con su camilla en medio de la concurrencia y lo pusieron delante de Jesús” ¿Por qué hemos seleccionado estos pocos versos? Porque nos parece que de todo el texto es lo que tiene actualidad por lo siguiente: por dos veces aparece el expresión: ante Jesús y lo pusieron delante de Jesús. Son imágenes no sólo de fe, sino de una fe centrada en el encuentro sanador con Jesús.
La curación del paralítico ya fue y quedó en el pasado, la controversia sobre los poderes de Jesús ya está definida, ¿qué nos queda? Nos parece que llevar ante Jesús, ponerlo delante de Jesús.
Les propongo un ejercicio solidario para este Adviento que está promediando, ¿qué les parece? ¿Hacemos de nuestros corazones una camilla para llevar a Jesús a quienes creemos que más les hace falta? Poniendo en juego esa fe que el Señor vio en aquellos hombres, y que era la seguridad de que Jesús podía sanarlo ¡Hay tanto paralítico del alma!, por quienes nadie reza ni un Avemaría, que sería bueno para purificar nuestro corazón por la caridad, que los lleváramos ante el Sagrario o frente al Pesebre y pedir por ellos al Señor o a la Virgen que intercedan por y los ayuden, los bendigan o los sanen de lo que estén enfermos.
Nosotros también tenemos que llevarnos en nuestra propia camilla con nuestras dolencias, y con la fe de que Jesús hoy puede obrar como entonces. “Ten ánimo, basta que creas”
Manolo un cristiano como vos....Subir al índice


algo se termina... algo nuevo comienza... Queridos hermanos, se termina un año y cualquier final de año abre la puerta a uno nuevo y permite dar vuelta la página para ver qué tiene la siguiente, como cuando leemos cada vez los evangelios, y siempre es toda una novedad, porque en cada nueva lectura, la atención se detiene en detalles que en otros momentos no vimos, o nos llega al corazón y al entendimiento algo nuevo, que en otro tiempo no entendimos y hoy nos dice cosas que ayer no nos dijo.
Este dar vuelta la página no es algo absoluto, porque tenemos situaciones que resuenan desde hace mucho tiempo y que atraviesan el espacio y el tiempo, de suerte tal, que por más páginas que demos vuelta, a lo mejor van a seguir estando siempre con nosotros. Una enfermedad crónica, una pérdida irreparable, la nostalgia por las ausencias, o la bendición de todo aquello tan hermoso y tan vivo, que supera todas las pruebas, que es el paso y el desgaste de los años y el irremediable paso del tiempo.
Nuestra convivencia con la cruz que cada uno lleva en el día a día, hace que ésta no sea más pesada de lo que es, porque la aceptación provoca la reconciliación con ella y la vuelve fecunda, y así nos acerca a Jesús, que convivió con el misterio de su Cruz a la cual veía a los lejos, y que sin embargo aceptó como una parte de su vida y que en la resurrección madura en una vida nueva, cargando de sentido su dolor y su sacrificio. La paz es fruto de este encuentro con la vida y la muerte que están en nuestro corazón, y que se viven místicamente con la iluminación de la fe, sin la cual el sufrimiento se hace insoportable y llena de sinsentido la vida, que nos hace pagar un costo muy alto en salud síquica y hasta física. Sin embargo por más desdichada que sea nuestra vida siempre podemos, año a año, rescatar realidades que han convivido con lo permanente o irreparable, y nos parce que hay que discriminar con claridad entre una cosa y la otra, para pedirle a Dios la fuerza para seguir viviendo, tanto con las heridas de la vida, como con los gozos que toda vida también tiene.
La pregunta es ¿sólo lo crónico es lo único en mi vida? o podemos rescatar por encima de su dolorosa verdad, la gracia de las oportunidades que se nos ofrecen como regalo de Dios, o tenemos que decir que estamos tan tomados por lo que no fue, por “la vergüenza de haber sido y el dolor de ya no ser” ¿Se merece la vida una mirada tan tanguera y pesimista? ¿Será ésta la única mirada válida o podemos tener otra?
La resurrección de Jesús nos ayuda a pensar y sentir esperanza más allá de cualquier pesimismo por justificado que pueda ser, lo digo con todo respeto por los golpeados por el dolor más agudo, pero si no optamos por la vida más allá del dolor, no tenemos salida. Si no situamos lo que nos ha pasado o nos pasa, como una parte de la vida, la vida quedará encerrada en esos hechos, y la voluntad de Dios es que vayamos más allá de la Cruz y resucitemos con el Resucitado; no tenemos otro camino, no se nos ha mostrado otro por el cual salvemos nuestras vidas: “Mi Padre no quiere que se pierda ninguno de los que Él me ha dado”. Cada uno de nosotros tiene para el Año Viejo y el Año Nuevo, esta promesa irrevocable del Señor, a la que hay que dar la bienvenida para que nuestro tiempo, se vuelva el tiempo de ser salvados, donde gratitud y súplica se unan en un alma que se abre a lo que Dios nos ofece. +Manolo

Subir al índice


María, José, el Niño y el Anciano
Reflexionemos un rato y compartamos...
“Cuando llegó el día fijado por la Ley de Moisés para la purificación, llevaron al niño a Jerusalén para presentarlo al Señor, como está escrito en la Ley: "Todo varón primogénito será consagrado al Señor" Para evitar suspicacias respecto del unigénito, Jesús es además el único, porque los hermanos de Jesús es usado por algunas sectas para desacreditar a la Virgen y a nuestra fe, que la Virgen tuvo más hijos, que en definitiva no fue virgen como la presentamos los católicos. ¿Nos preguntamos? Si Jesús tenías hermanos de sangre ¿alguien me puede explicar porque le confía su Madre al apóstol Juan, mientras agonizaba en la cruz? ¿No sería lógico que “los hermanos” de Jesús se hicieran cargo de cuidar a su madre? En la cultura semítica el estudio del uso de las palabras y las costumbres ayuda mucho a comprender el significado de lo que está escrito. “También debían ofrecer un sacrificio un par de tórtolas o de pichones de paloma, como ordena la Ley del Señor”. De la dinastía de David ya muy devaluada, inexistente o sólo con los vestigios de su sangre, que llega hasta José de Nazaret para lo que a Dios le interesa, y que es que el Mesías debía ser de la dinastía de David según las promesas hechas a los antepasados y que está atestiguado por las profecías que con abundancia hemos leído durante todo el adviento. La Virgen muy probablemente perteneciente a la descendencia de Aarón por su parentesco con Zacarías, el padre de Juan Bautista. Ellos que eran la flor y nata de Israel, no tienen para ofrecer al Señor más que un par de palomas, la ofrenda de los más pobres. “Vivía entonces en Jerusalén un hombre llamado Simeón, que era justo y piadoso, y esperaba el consuelo de Israel”. Consuelo que sólo viene de Yahvé que cumple sus promesas, en el tiempo y el momento establecido con su autoridad. Consuelo que será el fruto de la presencia del Mesías en medio de su pueblo y que luego será de toda la raza humana “El Espíritu Santo estaba en él y le había revelado que no moriría antes de ver al Mesías del Señor” Hay tanto en su Evangelio como también en los Hechos de los Apóstoles un protagonismo del Espíritu Santo: por cuyo poder el Hijo de Dios se hace hombre, que mueve a Jesús después de su bautismo en el Jordán, que lo hace exultar de gozo ante la voluntad de su Padre de revelarse a los pequeños y tantas citas más. Conducido por el mismo Espíritu, fue al Templo, y cuando los padres de Jesús llevaron al niño para cumplir con él las prescripciones de la Ley, Simeón lo tomó en sus brazos y alabó a Dios, diciendo: ¡Ah! Que gracia, que privilegio, ver, tener en brazos al Esperado, al Prometido y al Anunciado. Qué cuadro de simple y sublime belleza. La espera se ha terminado, la promesa se ha cumplido, cuanto gozo y cuanta paz, al fin sus cansados ojos ven y tienen en sus brazos al Salvador, al Ungido del Señor. «Ahora, Señor, puedes dejar que tu servidor muera en paz, como lo has prometido, porque mis ojos han visto la salvación que preparaste delante de todos los pueblos: luz para iluminar a las naciones paganas y gloria de tu pueblo Israel». En estos tiempos se habla en muchas partes de la luz, la iluminación, del iluminado, como que hay demasiada oscuridad en el corazón de los hombres, confusión y desconcierto que hacen surgir la necesidad y el hambre de luz, lo que llama nuestra atención es que muchos de nuestros hermanos por el bautismo la buscan y dicen que la encuentran lejos de su Comunidad y en la filosofía oriental, casi siempre sin conocer de verdad a Jesús, luz del mundo y que nos rescata de las tinieblas del mal que nos puede tener cegados y perdidos. Cuantos Simeónes podrían ver hoy la luz, ver a Jesús que está cerca de ellos con solo abrir los evangelios y leerlos. “Su padre y su madre estaban admirados por lo que oían decir de él. Qué cercanos María y José, qué extraordinaria capacidad de asombro, cosa que muchos podemos perder cuando la vida se nos vuelve rutina y solo rutina, cuando ya nada nos conmueve o nos conforma. Meditar este cuadro de la Presentación mucho puede ayudar a recuperarla si nos identificamos con los sentimientos de las personas que participan del cuadro, la gracia de Dios no faltará para quien quiera ponerle luz y sabor a su vida hoy y mañana y siempre. “Simeón, después de bendecirlos, dijo a María, la madre: «Este niño será causa de caída y de elevación para muchos en Israel; será signo de contradicción” Es como si nos dijera: ¡ojo! Que este niño tierno y frágil, tiene una misión, un designio y que a partir de su manifestación las cosas no van a seguir igual, todo va a ser cambiado y trocado en Reino de Dios. No viene a pactar con los poderosos del mundo sino para su caída. Viene para liberar a los oprimidos, guiar a los ciegos y a resucitar a los muertos. Viene a armar el gran lío de Dios en medio de los hombres y eso no puede ser inofensivo, viene a tocar interese creados y eso le costará muy caro, como siempre ha sido y será. La vida es así y la del niño será como la de sus discípulos, y la de los discípulos será como la de su Maestro. “Y a ti misma una espada te atravesará el corazón. Así se manifestarán claramente los pensamientos íntimos de muchos”. Uno podría pensar sólo en los dolores de la Virgen, durante la Pasión del Señor o al pie de al Cruz, pero también ella allí, es figura del pueblo que es dividido por la espada y que separa a los que acepten tanto como a los que rechacen al Niño Dios. Bien lo sabrá la Sagrada Familia, cuando tenga que huir a Egipto para salvar su pellejo, y proteger el proyecto o el plan salvifico de Dios, que tiene como centro la obra del Señor Jesús hasta su retorno a la Gloria Celestial de cual había salido para morar entre nosotros.
Con todo afecto.+ManoloSubir al índice


¿Fue fiesta el nacimiento del Niño Dios? Si hacemos la composición de lugar y tiempo en el que sucedieron los acontecimientos de la Navidad, creo que no hubo fiesta para la Sagrada Familia, pero sí una inmensa alegría, un gozo indescriptible, sobrenatural y de fe. Pero humanamente no creo que sea algo bueno para cualquier padre o madre de hoy, dar a luz en un establo, porque no hay lugar para ellos en la posada.Y fue la gruta lo mejor que pudo encontrar José para María y el momento que estaban viviendo. Nosotros que debemos leer los Evangelios de adelante para atrás, es decir, desde la Resurrección hasta la Anunciación, ya sabemos como termina la vida del Niño en su paso por el mundo y el camino es: Gruta de Belén, Calvario, Sepulcro vacío y Resurrección. Pero para la Virgen y San José la historia no se había escrito, sino que Dios la comenzaba a escribir a partir de la Anunciación y el Nacimiento, y todos los acontecimientos que San Mateo y San Lucas nos cuentan acerca de la venida del Hijo de Dios al mundo, en los llamados Evangelios de la Infancia de Jesús. Para esa familia recién nacida, las cosas no fueron nada simples: María madre primeriza, sin experiencia propia, más que quizás, haber visto a otras madres dar a luz. En el pesebre, sola y sin asistencia de otra mujer que la ayudara con el niño. José, varón judío de su época, que acompaña desde el silencio, como será siempre en los relatos; la visita de los pastores, la experiencia que comparten y el asombro de la Virgen y José por lo que oían decir del Niño. La actitud contemplativa de la Virgen que va guardando todo en su corazón. Por eso quisiéramos marcar la diferencia entre Fiesta y Alegría. La Navidad es fiesta pero fiesta austera, religiosa, de fe y de piedad, respetuosa de la historia relatada por los Evangelios, fiesta de gozo interior, porque Dios se acordó de nosotros y nos envió al Salvador, pero nacido no entre los esplendores de un palacio, sino en la humildad de una gruta. Les pido que comparen este nacimiento con la vivencia anual de la Navidad y que cada uno de nosotros saquemos nuestras propias conclusiones y quizás, si nos animamos, cambiemos aunque sea un poquito la fiesta... Con todo afecto. Manolo Subir al índice


Feliz de ti porque has creído

Este “feliz de Ti”, que recibe la Virgen me lleva a preguntarme, ¿en qué consiste mi felicidad? Y en mi interior me pregunto, ¿recibiré alguna vez esa alabanza, feliz de ti porque has creído? o me conformaré solamente con ser feliz cuando se llene mi vanidad con las “sobadas de lomo” que me ofrece el mundo? Soy realmente consciente de esta diferencia? Creo que no del todo ya que vivimos en medio de una sociedad muchas veces falsa, que lo alaba a uno y lo premia por sus logros para luego pasarle la factura de sus alabanzas y exprimirlo hasta sacarle el jugo de sus talentos, para después arrojarlo como algo inservible, antes de haber llegado a los cuarenta. Si hago consistir mi felicidad en estas falsas e interesadas alabanzas, si sólo soy feliz teniendo para consumir o mientras permanezco ciego ante lo que pasa a mi alrededor, … estoy en serios problemas ya que por todo esto habré, casi seguro de pagar un alto precio en frustración, tristeza, soledad y abandono; cuando me saquen del sistema... El problema es que si no soy capaz de salirme voluntariamente del sistema, si soy cómplice de él, un día me encontraré quizás conque ya es tarde para llorar y lamentarme. La Navidad me hace pensar que Dios Padre, con su su amor hecho niño, me ofrece a mí la verdadera felicidad, esa que consiste en una fe grande y misteriosa, en una bendición que llega de lo alto, que no se compra ni se vende, y no se encuentra en ninguna oficina ni en las góndolas de un hipermercado, al que solo le interesa mi bolsillo y lo que hay en él. Navidad me muestra que hay bienes y dones, que no se consumen sino que están siempre allí para mí, iguales y permanentes, sin importar la edad que yo tenga; bienes, dones, regalos, presencias, a los que no les importa ni los cambia niel éxito ni los fracasos, sino que sencillamente, valen por sí mismos, me hacen valioso y me ayudan a tomar conciencia de mi dignidad, ya que “el Niño, envuelto en pañales y recostado en un pesebre”, está allí por mí, para que lo tome en brazos y lo recueste sobre mis mejillas o sobre mi corazón, y desde ese lugar me dice: "por fin te encuentro y me encuentras", como quien busca y encuentra la fuente misma de la felicidad . Feliz Navidad. Manolo Subir al índice


La Palabra se hizo carne...>

Todos los 25 de Diciembre leemos en la Misa un Evangelio un tanto difícil, con un lenguaje filosófico y teológico denso, profundo, que es el resumen de lo que S.Juan desarrollará luego en el resto de su obra. Mi atención se detuvo esta vez en el hecho de que la Palabra es creadora,“por Ella se hizo todo cuanto existe y sin Ella nada se hizo”. ¡Qué poder!, hacerlo todo y sostenerlo en la existencia, desde siempre y hasta el final de los tiempos!!! Salvando las distancias, pensaba en el poder de la palabra pensada y la palabra expresada, y en como, mi palabra puede “crear” en los otros y en mi mismo, lo mejor y lo peor. Mi palabra puede expresar sentimientos sublimes y expresiones horrorosas, constructivas o destructivas. Puede levantar, alabar, reconocer y comprometer, pero también es capaz de humillar, condenar, calumniar, difamar y dañar hasta de modo irreparable. Expresar el amor y también el odio, el te perdono y el vos no existís. ¡Que misterio éste de ser hombre! Pienso en el cuidado que debo tener cuando rompo el silencio para traducir lo que pienso y hablar, sobre todo ante el contraste con la Palabra siempre de bondad, de luz y de vida de la que nos habla este Evangelio. Creo que tengo que revalorizar mi palabra, ya que no es algo accidental, soy yo mismo esa palabra que digo, y es algo que debe ser honrado, porque de otra forma, qué soy si no tengo palabra... Hace tiempo descubrí que si no puedo decir la verdad, la opción no es la mentira sino el silencio, ya que nadie me puede obligar a usar la palabra para hablar en contra de lo que mi conciencia me indica. Aprender a callarme es algo en lo que me tengo que ejercitar a diario, ya que no es inofensivo el mal uso que puedo hacer de mi personal. Ojalá quieras vos también unirte a mí en este revalorizar y cuidar las palabras, a ejemplo de La Palabra... Feliz Navidad y Año Nuevo. Manolo Subir al índice


Desde el Domingo de la Sagrada Familia

Felicidades ante todo por la Navidad que estamos viviendo y el Año Nuevo que se viene. Sobre la Fiesta de este primer Domingo desde la Navidad, pensaba compartirles lo que descubrí interiormente en un retiro con los hermanos maristas de la residencia de ancianos en Luján. … Algo que me despertó del sueño de lo ya aprendido y sabido, a una nueva visión y comprensión de los hechos relatados en San Lucas.

El nuevo criterio con el cual abordar la lectura de lo que está escrito: 1.“qué dice el texto evangélico despojándolo de la fantasía de los siglos, que hizo de la Virgen alguien que vivía las cosas de manera tan pero tan extraordinaria, que parecía estar a una enorme distancia de lo real. Esto además entraba en abierta contradicción con la brevedad y austeridad de los textos. Así el primer criterio de lectura es el que surge de los textos, ella no lo sabía ni lo entendía todo desde un principio, ni los ángeles bajaban del cielo a hacerle las tareas de la casa o cosas por el estilo, esas son imágenes y fantasía de una época, porque no fuera a ser que fuese tan humana que por esto, no fuera ni virgen, ni madre de Dios, ni pura ni privilegiada, ni común como cualquier otra mujer de la historia. María era todo esto, y gracias a Dios que lo fue porque así, podemos admirarla, tenerle una enorme devoción pero también imitarla…

2. El segundo criterio de lectura de los textos es trinitario, es decir cual es la relación que el Dios Uno y Trino entabla con esta criatura, con la que decide contar para realizar el plan de nuestra salvación; en el cual Ella no es un ser extraño, sino esencial, pues el Padre le da su Hijo y este dar se hace por la acción fecundante del Espíritu y esto se ve desde la Anunciación con toda claridad, pero también vemos como ella misma va haciendo su camino de fe en el descubrimiento de este Dios que es tan nuevo para ella, como lo es para cualquiera que reciba el don de creer en Dios trinidad.

3. El tercer criterio de lectura y comprensión del texto, es la normalidad, es decir, descubrir que la Virgen no entiende ni sabe todo de antemano, que tiene que hacerse cargo del niño, de su educación y cuidados, que se angustiará, que guardará los misterios en su corazón, que aprenderá a ver y entender el paso de Dios y los tiempos de Dios, que irá creyendo y progresando lentamente en la peregrinación de fe que la llevará por el camino de la Anunciación en Nazareth, el Nacimiento en Belén, la huída a Egipto, la vida cotidiana en Nazareth, el episodio del Jesús en el templo y los 30 años de silencio de Dios en la vida oculta en Nazareth, la vida pública de su Hijo, el Vía Crucis, al pie de la Cruz y por último en el Cenáculo orando con la Iglesia naciente por la venida del Espíritu Santo.

Estos criterios surgidos de la lectura contemporánea y del estudio científico de la Biblia, y me han hecho sentir a la Virgen mucho más cerca de mí y espero que también de ustedes; mucho más cerquita de lo que jamás se me hubiera ocurrido pensar… Espero que estos criterios les ayuden a uds. como me están ayudando a mí desde octubre pasado, a rehacer mi fe mariana y mi lectura y meditación de los Evangelios. Los quiero mucho. Manolo Subir al índice


Compartiendo una charla

Algunas cosas que conversé con un amigo, me hicieron pensar bastante, y se me ocurrió compartir esto con ustedes. Convesábamos con este amigo, acerca del balance espiritual del Año. Hablamos de 3 cosas: 1. el o los obstáculos que aparecieron o ayudamos a crear durante el año y qué función cumplían éstos, en el aprendizaje de la vida.

2. mirar para atrás, hacer la autocrítica de la parte de responsabilidad que nos cupo en todo lo que nos pasó, haciendo la diferencia entre las partes personales y las fortuitas.

3. mirar nuestras cumbres y los testimonios o trofeos que trajimos después de alcanzar la cima y bajar con el testimonio, que es como el trofeo del andinista, como premio a todos los esfuerzos y las luchas de cada día.

Frente al obstáculo, que creo se me presentó con múltiples rostros, formas o circunstancias y qué hacer con él, descubrimos en la charla compartida, que las actitudes eran dos: o quedarme a convivir con el obstáculo y así negarme a crecer, o saltarlo cuali-cuantitativamente, lo que significa, nada menos, que conquistar de un salto la libertad de no quedarme estancado y alcanzar el futuro que me espera. En cuanto a la mirada sobre las responsabilidades de lo que pasó este año que termina y en vista a las vacaciones, tomarme el tiempo para separar, en qué hechos soy yo el que puso los obstáculos y qué o quienes pusieron palos en mis ruedas para que no progresara o no avanzara; logrando de esta manera la toma de conciencia de todo lo que debo dejar de lado, aceptando y perdonándome por jugarme en contra y descargar este peso con notas propias y ajenas, que solo a mi me toca solucionar, en la medida de lo posible, pero sobre todo desde lo anímico, que es donde aparece la debilidad que me impide hacerle frente y superar el obstáculo y que no me deja seguir viviendo con paz y alegría. En el mirar hacia atrás, las miradas dependen del lugar donde me pare para mirar, y concluíamos con mi amigo, que el mejor de los lugares para mirar con perspectivas de un mañana, es desde las cumbres, los logros personales, el esfuerzo hecho, la luminosidad de la cima, en contraste con las sombras del los valles, que tanto se parecen a la depresión, fíjense que hasta se habla de las depresiones del terreno entre montañas por las que corre un río.

Mirar desde arriba y desde donde solo hay luz sin sombras, me proporciona una energía que estaba escondida bajo las sombras de las culpas, del orgullo herido, de la sensación de derrota y del miedo que paraliza ante las equivocaciones, que lo único que logra es que me encierre y me juegue en contra, sin acordarme y tener en cuenta que tengo a la mano, por la fe, a Aquel que me llama a descansar en Él y que no solo recibe a los que les va bien sino, y muy en especial, a los que se sienten "cansados y agobiados y necesitan su alivio y fortaleza" a Jesús, el Niño de Belén y el Señor de Galilea, el Señor Todopoderoso de mi historia y de. tu historia de tu vida tanto como de la mía.

Qué bueno y hermoso es este plus de la fe, que nos permite encontrar a Alguien que siempre está para recibir en la oración nuestras cargas y tomarlas otra vez sobre sí, porque a decir verdad, es el único que las puede cargar y devolvernos la paz y la fuerza para el año que viene con toda su incertidumbre, pero con la certeza de la Divina Presencia. Feliz Año Nuevo. Con todo afecto Manolo Subir al índice


Compartimos un poco de música...

Hacé click en los links que te pongo a continuación y compartamos eso también....

http://www.youtube.com/watch?v=7O3fxmHk3qY

http://www.youtube.com/watch?v=2Mbm27-6F9o